Columna: «Uno no nace ciudadano, uno se vuelve ciudadano»

By 9 junio, 2015Columnas

Eduardo Gómez, investigador de Corpovisionarios, explica que por muchas razones los ciudadanos colombianos parecen haber decidido que no quieren involucrarse en la toma de decisiones políticas de la Nación y asegura que la ciudadanía es un proceso social y personal que nos hace responsables a cada uno del país que tenemos. 

¿Tienen alguna responsabilidad los ciudadanos en la posguerra en Colombia? ¿En qué consiste esa responsabilidad? Estas preguntas son muy importantes para los procesos que están por venir en el inmediato futuro político y social de Colombia. En un porcentaje muy alto, la corresponsabilidad ciudadana es crucial para que los acuerdos de La Habana, y los que salgan de la negociación con el Eln, tengan un alto grado de cumplimiento y puedan ser la antesala para una paz duradera en el país.

Sin embargo, parece ser que esa corresponsabilidad ciudadana está fuertemente amenazada por los mismos ciudadanos que ven en la política una dimensión social en la cual ellos, los principales protagonistas, no tienen nada que hacer. Probablemente como resultado de la apatía política resultante del Frente Nacional; también de los desengaños de promesas nunca cumplidas hechas por los políticos; posiblemente por un alto grado de pereza mental y no querer entender lo que pasa en el mundo político; seguramente por la idea de que eso lo deben resolver los políticos y otros actores como sacerdotes y líderes comunitarios.

En fin, por muchas razones, los ciudadanos colombianos parecen haber decidido que no quieren involucrarse en la toma de decisiones políticas de la Nación.

La decisión, al parecer tomada de manera consciente por los ciudadanos, puede traer las más graves consecuencias para todos, incluidos aquellos que dicen “eso no me interesa”, “¿para qué intentarlo si todo va a continuar igual?”, y tantas otras excusas.

Leer más en Reconciliación Colombia.

admin

Author admin

More posts by admin